Edición

La FTC se asfixia en su propia cortina de humo

La Fuerza de Tarea Conjunta (FTC) quedó ayer aún más enredada en su propio montaje sobre el supuesto ataque aéreo lanzado el miércoles último al grupo criminal Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP), luego de la nueva derrota sufrida en los combates consecutivos del pasado fin de semana en la zona del cerro Guaraní del distrito de Arroyito. Los militares ni siquiera se deciden cuándo fue el último avistamiento real de los criminales.

ARROYITO, departamento de Concepción (Iván Leguizamón, Sergio Ucedo y Ariel Brizuela, enviados especiales; Aldo Rojas Cardozo y Omar Acosta, corresponsales). La Fuerza de Tarea Conjunta (FTC) es un bloque comandado por las Fuerzas Armadas e integrado también por la Policía Nacional y la Secretaría Nacional Antidrogas (Senad). Fue creada por el presidente Horacio Cartes en los primeros días de su gestión, hace casi cinco años, con el objetivo de combatir al grupo criminal autodenominado Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP) y desde entonces solo acumula fracasos consecutivos.

El portavoz actual de la FTC es el teniente coronel Simón Leguizamón, quien por ende habla en representación del general de Brigada Héctor Grau, titular del Comando de Operaciones de Defensa Interna (CODI), de la cual a su vez depende la misión en el Norte del país.

Leguizamón, antes que aclarar, terminó oscureciendo aún más ayer la imagen de la FTC y principalmente de los militares, al revelar ante la prensa que el último avistamiento real de los miembros del EPP fue el domingo 8 de abril último, durante el enfrentamiento a tiros que se produjo 24 horas después del primer combate en el predio de la estancia “Guaraní”, cerca del cerro del mismo nombre, en el distrito de Arroyito, departamento de Concepción.

Sin embargo, el representante del general Grau aparentemente olvidó que había sido él mismo el que en la tarde del miércoles 11 de abril confirmó al aire en radio ABC Cardinal que el impresionante ataque aéreo que se llevaba a cabo en esos momentos en un sector de la estancia “Ypané del Norte”, en jurisdicción de Yby Yaú, se había iniciado luego de un nuevo contacto visual con los criminales que venían marchando por el monte luego de los enfrentamientos del fin de semana.

Entonces, queda confirmado que si el último contacto con el EPP fue el domingo, aquel impresionante despliegue de fuerza de la FTC del miércoles, cuando prácticamente se hizo desaparecer con helicópteros artillados una porción de monte, fue solamente una cortina de humo para disimular el rotundo fracaso en los dos combates recientes.

Quedaron en ridículo

Al respecto, el teniente coronel Leguizamón ayer de mañana quiso arreglar la situación en sus declaraciones frente a la base de operaciones de la FTC, en Arroyito, donde alegó que los disparos desde los helicópteros fueron en realidad disuasivos y negó que esas miles de municiones desperdiciadas no tuvieron un blanco específico.

Pero a la tarde la FTC volvió a hacer ridículo ante todo el país, cuando el mismo Leguizamón brindó otra entrevista a radio ABC Cardinal en la que ensayó una justificación más confusa y que sonó hasta como una tomadura de pelo, porque dijo que para ellos, los militares, la palabra ver es diferente que visualizar.

En las redes sociales la ciudadanía no tardó en reaccionar ante el bochornoso argumento de la FTC, que gasta más de un millón de dólares por mes en sus estériles movilizaciones.

Misa por Edelio

Familiares y allegados del agente policial Edelio Morínigo participaron ayer de tarde de una misa en su memoria en la vivienda familiar, ubicada en Arroyito.

El capellán de la Policía Nacional, Milciades Velázquez, instó durante la misa a los familiares ser fuertes y sobre todo a mantener la fe. Agregó que no se puede hablar todavía de la muerte de Edelio hasta que no se tengan los restos o una confirmación oficial.ABC

Haga clic para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Más popular

Hasta arriba